Presentamos tu declaración de la renta por 49,90€

Tu asesor fiscal personal se encarga de todo y tú lo apruebas en un clic. ¡Superfácil!  Saber más

Presentamos tu declaración de la renta por 49,90€

Rendimientos

  • Léelo en 4 min

¿Qué son los rendimientos? Cuidado que te miento. No, eso jamás. Somos una asesoría online muy seria. A veces. Para lo importante al menos. Ven con nosotros que te resolvemos todas las dudas que tengas (y sin mentirte 😉).

Qué es un rendimiento

Bueno, no sabemos lo que dice la RAE sobre esto, pero si tuviéramos que definir lo que es un rendimiento diríamos que es un beneficio o ganancia que viene de una fuente de ingresos, periódica o esporádicamente. Ya sabes, tu sueldo mensual, unos dividendos trimestrales, las rentas de un piso alquilado… Un dinero que te llega proveniente de una fuente.

Tipos de rendimientos

Ahora bien, dependiendo del origen de esos rendimientos decimos que son de un tipo u otro. Seguro que te suenan los rendimientos del trabajo, rendimientos bancarios, rendimientos de capital mobiliario e inmobiliario… En fin, hay muchos tipos de rendimientos dependiendo de las fuentes. Veámoslo.

Rendimientos del trabajo

No tiene mucha pérdida. Los rendimientos del trabajo son aquellos que vienen por desempeñar un empleo por cuenta ajena. O sea, tu sueldo como empleado.

Sin embargo, hay otras formas de recibir rendimientos del trabajo: a través de dietas, las prestaciones por desempleo, los planes de pensiones… Este conjunto de ingresos (los salarios y estas formas de ingreso complementarias) son lo que se llama rendimientos íntegros del trabajo.

Seguro que también has visto en tu declaración de la renta un último concepto: los rendimientos netos. El rendimiento neto del trabajo será el resultado de restar a tus rendimientos brutos los gastos deducibles, y se consideran solo gastos deducibles las cotizaciones a la Seguridad Social. Es decir, que los rendimientos netos del trabajo son los rendimientos brutos menos los gastos de la Seguridad Social. Así que no, los rendimientos íntegros son los mismos que los rendimientos netos, que lo preguntáis mucho.

Rendimientos de actividades económicas

Más de lo mismo, pero esta vez si eres autónomo. Tus beneficios de autónomo (tus ingresos menos gastos deducibles) se consideran rendimientos de actividades económicas y no rendimientos del trabajo.

Rendimientos de capital inmobiliario

También tenemos, como explicábamos al principio, unos rendimientos que vienen del capital inmueble, de edificios o construcciones. Si alquilas un inmueble, por ejemplo, estarías obteniendo rendimientos de capital inmobiliario. Recuerda siempre que para que se considere rendimiento, será la resta de ingresos menos gastos deducibles.

¿Te interesa saber cuáles son esos gastos deducibles de un alquiler? Echa un vistazo a nuestro artículo de gastos deducibles del alquiler (para propietarios).

Rendimientos de capital mobiliario

El otro tipo de capital que no viene de bienes inmuebles es el que viene del capital mobiliario, del patrimonio que es mueble: unas acciones, un ordenador, un coche… Cualquier bien o derecho que no sea inmobiliario. Si tienes ganancias que vengan de rendimientos de estos capitales, entonces tendrás rendimientos de capital mobiliario. Dentro de este grupo también entran los rendimientos financieros, o como se les llama también, los rendimientos bancarios. Básicamente de lo que se habla aquí es de los intereses bancarios que puedas estar ganando.

¿Cómo se declaran?

Probablemente no te sorprenda, pero los rendimientos de todos los tipos se declaran en la base general de la declaración de la renta. En la declaración lo que haces es pagar el impuesto de IRPF por tus beneficios, ya sean por estos rendimientos o por tus ganancias patrimoniales. Estas últimas ganancias son las que vienen de la venta de patrimonio, no de los rendimientos, y son las que tributan en la base del ahorro.

Lo más normal es que sea en esta base (la de las ganancias o pérdidas patrimoniales) en la que puedas encontrarte rendimientos negativos. ¿Qué significa que los rendimientos son negativos en el IRPF? Pues básicamente que estás perdiendo dinero. En el caso de los rendimientos negativos en la base de ahorro, lo que pasa es que has vendido patrimonio por menos dinero del que lo compraste y vale. También puedes encontrarte con rendimientos negativos en la base general, aunque es más extraño. Puede ser el caso en el que tengas más gastos que ingresos, como por ejemplo una actividad económica que tenga más gastos que ingresos o un  alquiler que le pase lo mismo.

Así que resumidamente: los rendimientos se declaran dentro de la base general y las ganancias y pérdidas patrimoniales en la base del ahorro. ¿Necesitas una ayudita para entender la estructura de tu declaración? Quizá te venga bien nuestra guía de conceptos básicos de la declaración de la renta

Si quieres contar con un asesor fiscal online que te eche un cable con los rendimientos de la declaración de la renta online o con otros impuestos de autónomos, estás en la gestoría fiscal adecuada. Hacemos todas las declaraciones a Hacienda online a nuestros clientes y les asesoramos con sus inquietudes. ¡Dale clic a nuestra asesoría online!

¿Quieres enterarte de todo?

Déjanos tu contacto y te mandaremos noticias, recordatorios o algún consejo sobre el tema que más te interese. No te asustes, solo lo haremos de vez en cuando.

Category

Deja que te ayudemos con la declaración de la renta

Di adiós al estrés del papeleo y a los errores por culpa de las palabras complicadísimas. Tu gestor personal presenta tus impuestos por ti, 100% por Internet.